fbpx

El porteo es un sistema de transportar al bebé que garantiza un estrecho y constante contacto entre el bebé y el porteador.
Para que sea beneficioso de verdad, el porteo debe ser ergonómico. El portabebés usado debe respetar la fisiología y fisionomía del bebé y del adulto cumpliendo con las normas de porteo seguro.

(Imagen tomada de International Hip Dysplasia Institute).

     A                                             B

  • A. La región del la cadera a la rodilla, el muslo, no está apoyada. Las fuerzas resultantes sobre la articulación de la cadera pueden contribuir a la displasia de cadera.
  • B. La región de la cadera a la rodilla, el muslo está apoyada. Las fuerzas en la articulación de la cadera son mínimas porque las piernas se extienden apoyadas y la cadera se encuentra en una posición más estable.

Normas de porteo seguro

• Colocar al bebé en postura vertical. Esta postura mantiene las rodillas separadas una de otra y evita los reflujos del bebé propios de los primeros días .
• Para una correcta posición de la espalda y caderas, la cadera del bebé ha de ir basculada hacia delante, con su periné parcialmente apoyado en el adulto, no apoyando el pubis completo.
• El portabebé ha de ir bien tenso, dando apoyo a todos los puntos de la espalda (si el bebé cae a un lado o se redondea en exceso, habrá que volver a tensar).
• La cabeza del recién nacido o de un bebé dormido, ha de ir firme pero suavemente sujeta contra el cuerpo del adulto.
• La barbilla tiene que ir separada del esternón para evitar riesgo de asfixia por bloqueo de vía aérea. En la nariz del bebé ha de haber espacio para que circule el aire, incluso si el bebé va con la frente apoyada en el adulto.
• La región abdominal del bebé ha de estar en contacto con el cuerpo del adulto, nunca el costado o la espalda. Así, el cuerpo del adulto evita que la cabeza del bebé se flexione hacia su pecho, evitando el riesgo de asfixia.
• La cara del bebé siempre tiene que estar visible.
• El adulto ha de estar muy pendiente de que la boca y nariz no pegan contra el cuerpo del adulto y de que la respiración del bebé es rítmica.

En el porteo no hay límite de edad ni de peso y es muy recomendado como parte del tratamiento y prevención en el caso del cólico del lactante, plagiocefalia postural y la displasia de cadera.

Más información sobre cuidados del bebé y mucho más…… lo podréis encontrar en el libro: Mi recién nacido “La guía definitiva y más completa de ayuda a padres ante el nacimiento del bebé”. Una guía esencial con consejos prácticos, imparciales, libres de influencias y respetuosos con cualquier creencia, tendencia o pensamiento sobre el cuidado y manejo del bebé que te ayudarán a resolver la mayoría de tus dudas.

 

 

 

Fuente: Pediatr Integral 2014; XVIII(10): 774-780, E.S. López Acuña, M.A. Salmerón Ruiz

Web de información sanitaria exclusiva del recién nacido.

¡Recibe nuestras novedades!

Suscríbete a nuestro boletín de noticias y entérate de próximos eventos, promociones y muchas más cosas.
Nombre
Apellido
Dirección email